miércoles, 9 de mayo de 2012

MARATHON MTB MONEGROS 29ER 2012: ASÍ FUÉ

Como veis, casi que no me da tiempo a actualizar y se pasan los días, Monegros se echaba encima y la verdad es que ya hasta pasó... una de mis citas obligadas del año y que es más que una carrera para nosotros, un encuentro entre la quinta de Madrid, simplemente nos faltaba el Guiri. Para contar la crónica, mejor remontarnos a los días previos que han servido de preparación: ASÍ FUE LA SEMANA Tras la carrera del sábado anterior en Elche que sirvió perfectamente como prolegómeno por la similitud del trazado y la velocidad imprimida, he de decir que se presentaban unos días de descanso y esparcimiento que me han hecho afrontar Monegros con cierto descanso (al menos mental), pues la verdad es que el penoso invierno de horas y horas sin parar, no entrenar mucho se me estaba amontonando... Así que tras la carrera me las piré a la zona norte, a la Playa del Albir (Benidorm), a un Hotel Spa que me dejó nuevo, realmente un bono-regalo que teníamos que gastar, caducaba y nos vino de lujo.
Cena, copica y descanso para la mañana siguiente salir un rato con la bici (eso si, no faltó la Cervélo en el maletero...), mientras Aran se hacía una serie de tratamientos en el hotel, esto viene bien porque te deja casi 2 horas para hacer lo que sea... Con la bici me pude ir rodando a Altea y subir hasta Callosa D´Ensarriá, un precioso día y que a pesar del sofocón de la carrera del día anterior, las patas las tenía con ganas de guerra. Un rato en el Spa, con mini masaje incluido me dejó listo papeles. El puente siguió en Relleu, en casa entrenando sin prisa pero sin pausa: al día siguiente me subí Tudons, a 140... pero de pulso, conseguí mantener una velocidad y ritmo adecuado pero sin socarrarme, vuelta por el Safari y a casa con 1.30 y un puertaco. El día 1 de mayo fué el último fondo de cara a Monegros: Quedamos Emilio de Vera desde La Vila y nos fuimos hasta Calpe a encontrarnos con Bingen Fernández, conocido ex profesional y ahora director del Garmin, se mantiene perfectamente en forma y me acompañaron de vuelta a casa, con alguna que otra embestida en el puerto subiendo a Relleu, es donde me doy cuenta que casi por arte de magia vuelvo a encontrarme bien de nuevo y ya se que voy a ir bien...
El resto de días que quedan para Monegros los hago muy suaves, realmente ya casi no queda tiempo y no hay mucho que hacer, mejor llegar descansado... Viernes, 24h antes de la hora zulú: La Mondraker sigue todavía colgada en la tienda desde la carrera de Elche, una semana sin tocarla, voy a estrenar nuevas ruedas ligeras Notubes y ni siquiera las he probado... tenemos que salir de viaje; así que me cambio y me subo a casa con la bici "alargando" un poco por la circunvalación... 20min, ese es el entrenamiento del día.

EL VIAJE Este año parece que vamos a salir a una hora decente, que siempre llegamos super tarde a Madrid, Pablo hartos de esperarnos siempre se queda solo sin cenar... pero este año no, estamos cumpliendo los plazos y llegamos a Madrid donde tras el efusivo abrazo/encuentro, cenamos en un italiano frente las 4 torres, no obstante Pablo está viviendo en Singapur y ha venido en sus vacaciones para Monegros, nos tenemos que poner al día.


SÁBADO DÍA DE AUTOS: MONEGROS LA MARATHON Calculamos que este año salimos media hora antes, la salida es a las 13.30 y no a las 14 como siempre, quedamos camino de Zaragoza con el resto de la expedición, el amigo Ramón con su cuñado y los chicos de El Escorial, Victor, Miguel, Oscar... que este año se quedan con nosotros a dormir en Zaragoza, nuestras cenas y fin de fiestas ya son conocidas... Hacemos la parada de rigor casi 3 horas antes para comernos la pasta en los Tupper, hemos pasado ya Zaragoza y vamos muy bien de tiempo. Cuando llegamos a Sariñena, vemos que efectivamente los 6000 participantes se nota que nos van a complicar la vida para aparcar... bueno, tampoco tardamos tanto e incluso rápidamente sacamos los dorsales... falta 1 hora y ya estamos allí ¿que hacemos? es que como siempre llegamos 20 min antes...
Bueno, el montaje expectacular, la zona vallada de meta con los arcos, banderolas, lumuninosos, speakers, helicópteros, vehículos... es impresionante, impresionante es que estén todos colocados y que te llamen para ponerte en la linea de salida (Pablo y yo tenemos el hueco aunque también por derecho propio del año anterior)... no me quiero imaginar el salir un poco atrás... En la meta me encuentro casi a los de todos los años que vamos a disputar y algún amigo que otro como Alejo Moya, los hnos Marrase, Vizcarro... además este año algún galgo como Santiago Armero y Joseba Albizu (ambos camuflados).
El día ha salido espléndido, con algo de viento pero una temperatura ideal. La salida también está bien planteada, tras dar la típica vuelta neutralizada por el pueblo, abarrotado de gente animando, nos sueltan en la pista contigua al rio y ya no se mira atrás, esto acaba de comenzar. El recorrido dicen que es totalmente diferente pero la verdad es que al final pasamos algún año siempre por el mismo sitio, aunque sea al revés. Me tiro todo el día en cabeza, con la incertidumbre de como voy a funcionar, si las patas me van a ir para arriba, y sobre todo mi mayor preocupación: cuando me van a dar los calambres... Así que el ritmo es alto pero no lo suficiente como para que la gente se vaya quedando, hay que seguir esperando. En el primer puerto del día apretamos, voy bien, no, muy bien, se hace un corte conmigo delante pero no conseguimos entendernos y nos velvemos a reagrupar, otra vez entre 15-25 corredores juntos. En este tramo la gente se va confiando y salvo 2 caidas chungas que casi me arruinan el día... Con estas afrontamos el puerto largo del día, el de todos los años y donde me escapé en el 2007. En cada apretón ya se van quedando unidades, yo estoy sorprendido y veo que aguanto pero me da un poco de respeto el irme solo, a estas, Roger el catalán de Fasol ataca (se veía venir todo el día), y va haciendo hueco, tú ves si eso haciendo hueco que.. yo ya iré (es lo que pensé), como en estos casos nos quedamos mirando diciendo tira tu que a mi me da la risa... el hombre llegó y ganó su Monegros muy justamente... Al coronar solo quedamos 10 tíos con más miedo que vergüenza... pero de momento yo sigo ahí. La última parte del recorrido es la peor, llevamos ya 100 kilometracos en el cuerpo y cada repecho al ritmo que vamos es un peligro para quedarse... pero lo que me pasó no tiene explicación pero cuando nos encontramos un gran charco y evitar pasarlo por en medio, unos tiran por la derecha y otros tiramos por la izquierda, mal... tenemos que pasar entre unas matas, pasa los 2 que van delate mía, uno de ellos es Armero, pero de pronto se me engancha el pedal en una rama y entre que tiro y no tiro se me van unos metros y hasta luego Lucas... me quedo más tirao que una colilla, y ya se que mi podium se me esfuma... joder que putada! aun así lo mismo le pasa a otro chaval y se queda atrás, tampoco llegará a cogerme. Ya me queda intentar contactar y faltan unos 10km, me es imposible, los llevo a 20-30seg pero es que voy al límite, y mis "amigas" las rampas están que me dan... hasta que me dan, justo en la carretera asfaltada que atravesamos para dirigirnos ya a la ultima zona. Que vamos a hacer, bastante he podido hacer... me quito como puedo los calambres de encima y con cuidado y vigilando atrás llego a meta, muy satisfecho y la verdad bastante emocionado, es mi 10º Monegros y a pesar de lo poco que entreno y me cuido (si muchos supiesen...), siento que he podido estar un año más delante.
A LAS PUERTAS... Acabo muerto y necesito rodar un poco para relajar el musculaje, y mi sorpresa es ver a Pablo que llega a meta, ha hecho un tiempo bantante bueno (este si no que está entrenando mucho no...), hace 5,22´ no está mal. Lo peor del día es que me entero que acabo 4º Elite... que pena, por un puesto no puedo subir al cajón, pero encima es que he quedado 4º 29er! joer! 2 medallas de chocolate, si me sirve de consuelo, no tenía un 4º en esta carrera... 1º,2º,3º,5º,6º... etc ya tengo todos los puestos... LAS ANÉCDOTAS... A Miguel, uno de los Escurialenses le pegó un corte de digestión al mezclar un gel o no se qué... el caso es que llegó medio blanco, pero se recuperó para la noche. Pablito que en su regreso marcó un tiempazo dejando a Victor a más de una hora y a la altura del betún... de Ramón casi ni sabemos, su cuñao tuvo los huevos de hacer Monegros casi sin motar en bici... a las 20.30 todavía no habían llegado... Boti quería bajar de 5 horas, no pudo y llegó a las 5,22, que tampoco está mal, digo yo. El día acaba llegando al Hotel de Zaragoza, una rápida ducha y esta vez cenamos todos juntos en el restaurante El Fuelle, típico Aragones donde nos ponen unas migas con uva y un chuletón que se caga la perra. Los gin tónics siguientes este año no fueron tan destroyers pero acabamos visitando la sala Oasis, que musicón tú.
Domingo al medio día en casa, este año no ha habido premio pero ya es lo de menos, el volver a juntarnos todos y hacer la carrera otra vez no tiene precio, ya estamos preparando 2013, si no la hacen ya nos inventaremos algo ;).